Lo Último

¿Qué te ha parecido?

miércoles, 26 de marzo de 2014

El Señor de lo imposible (26/03/2014)

El Señor de lo imposible rompe con la ley de lo lógico, ridiculiza las leyes de la física y maltrata  teorías sobre el origen de los tiempos. El Señor de lo imposible vive en un barrio donde lo sobrehumano habita entre sus gentes, donde sus calles reflejan angustia y sobrecogen al forastero, donde por “Gracia de Dios” suenan quejíos como plegarias y esconden lamentos de albayzineros.

El Señor de lo imposible impone su mandato sobre jerarquías sociales y prejuicios raciales, renuncia y perdona, castiga y rescata, obliga y acoge. Cuida de los que están y de los que  faltan, decide y escribe el instante que alcanzamos  la gloria y abandonamos su barrio. ¡Es el Señor de lo imposible, al que no se le discute porque todo lo puede!

El Señor de lo imposible recoge amor en sus manos, su portentosa zancada transmite fuerza y descaro ante lo adverso, es el Cristo que pasea con arte la cruz “salvaora” de los albayzineros  y rompe lo natural. Es el Señor de los ojos claros, el del pelo acaracolado, el que pasea  descalzo y gobierna su barrio, el Señor que huele a primavera y tiñe de púrpura la tarde del Jueves Santo.

Eres tú, Señor de lo imposible al que piden mis amigos, el Señor de nuestra infancia, el que camina despacio entre pitas y naranjos, el vecino más humano que vive en mi barrio, el Nazareno por excelencia que protege a Granada desde el cielo de ella, el que hace posible lo imposible. Por esto elegiste mi barrio, por esto eres religión, padre y devoción de todos los albayzineros.

 (A la memoria de quien dio la vida a mi gran amigo Rubén Robles Zamorita)

Suscríbete